Uso correcto del Cannabis Medicinal y el Sativex

Desde AIRAM siempre le hemos dado mucha importancia al uso medicinal del cannabis, y por ello, hoy os informamos de las diferentes maneras de consumirlo para su uso medicinal y del fármaco derivado del cannabis: Sativex.

El cannabis para un uso medicinal se puede tomar de maneras diferentes: por vaporización, por vía oral o por vía transdérmica.

1. Inhalación
La vía más rápida para que el cannabis haga su efecto es la inhalación mediante el uso de vaporizadores, ya que va directamente a los pulmones y su absorción es más efectiva. Inhalarla es más recomendable que fumarla, ya que no resulta tan nocivo ni irritante para las vías respiratorias. Su efecto llega a los pocos segundos y puede durar de 2 a 3 horas, dependiendo de la persona y de la dosis.

1Disponemos de tres referencias fiables, una del Doctor Mikuriya en un texto en inglés: Purified cannabinoids were noted to boil at 150° – 180° C. (302° – 356° F) by Wood, Spivey, and Easterfield (J Chem S, v lxix, 539) in the 20th Ed. 1918 U.S. Dispensatory. Red oil, an extractive product from organic solvents and filtration, was described by Adams in 1940 to boil at 180° – 190° C. (356° – 374° F).

Otra referencia la encontramos en el Índice Merck: The boiling point of delta 1 Tetrahydrocannabinol 200° C (392° F).
Y esta otra referencia, extraída de Druglibrary.org: Compound Boiling Point: Tetrahydrocannabinols 155-157º Cannabinols 185º Cannabidiols 187-190º.

Todo parece indicar que mantener la temperatura entre los 150 y los 200 grados centígrados es lo más indicado para conseguir que el THC se evapore sin llegar a la combustión. A esa temperatura no veremos “humo” en nuestro vaporizador, pero podremos notar (por el sabor del aire que expulse) que el vaporizador está haciendo su trabajo y los Cannabinoides se están evaporando.

2. Infusión/Ingestión
Si preferimos hacer una infusión es importante saber que el cannabis no es soluble en agua, solo se disuelve en grasas y alcohol, por lo que necesitamos añadir un poco de aceite, mantequilla, nata o leche entera al agua. Los efectos, en este caso, se notarán entre los 30-90 minutos próximos y sentiremos su efecto máximo después de 2 o 3 horas, pero éste nos puede durar hasta 8 horas. Como la dosis y el efecto dependen de la persona, es mejor que empecemos con pequeñas dosis.

Si es posible, se deben incrementar de manera lenta y controlada las dosis para evitar los efectos indeseables en la psique o en la circulación. Las dosis de inicio son 2 x 2,5 mg o 2 x 5 mg de Dronabinol al día. Las dosis se pueden incrementar hasta varias unidades de 10 mg al día. En casos de pérdida de apetito o náusea debida al Sida dosis de 5 a 20 mg de THC al día son generalmente suficientes, aunque el tratamiento del dolor puede en ocasiones necesitar dosis mayores. Si los productos naturales del cannabis, con composición desconocida de THC, se emplean de manera oral, el paciente debe comenzar con 0,05-0,1 gr de la sustancia (en caso de cannabis con un porcentaje de THC del 5 %, corresponde 2,5-5 mg de THC). Si el contenido de THC es desconocido, se debe conseguir una cantidad suficiente para varias semanas con el fin de asegurar una calidad constante.

Para evitar efectos secundarios, el cannabis o el THC debe ser ingerido siempre bajo condiciones similares con referencia a la ingesta de alimentos, por ejemplo, siempre una hora antes de las comidas.

Si se emplean preparaciones de cannabis, las dosis deben ser pesadas cuidadosamente y se debe utilizar de la misma manera, por ejemplo, té de cannabis con medio gramo de flores secas de cannabis en medio litro de agua con crema.

Al igual que sucede con los opiáceos, algunos efectos secundarios disminuyen en días o semanas, por lo tanto incrementa la tolerancia de la sustancia. El uso prolongado de THC provoca tolerancia para los efectos no deseados en la circulación y en los efectos psicológicos, por lo tanto dosis diarias de más de 50 mg de THC al día pueden, en ocasiones, ser tomadas sin efectos indeseados físicos o psicológicos significativos. La tolerancia también se presenta con respecto a los efectos terapéuticos deseados (por ejemplo, disminución de la presión intraocular, disminución del dolor), y requiere un incremento de las dosis después de algún tiempo de tratamiento.

Fuente: Grotenhermen F. Harm reduction associated with inhalation and oral administration of cannabis and THC. Journal of Cannabis Therapeutics 2001; 1(3-4):133-152.

3. Vía transdérmica
Antiguamente, la pomada de marihuana era una receta utilizada como analgésico por gurús y chamanes para calmar los dolores renales o golpes. Su preparación es sencilla. La base de la pomada siempre será una sustancia grasa con el objetivo de absorber la máxima cantidad de resina.

La manera más fácil de crear la pomada es haciendo una extracción de aceite de marihuana con gas. Una vez obtenido el aceite lo mezclamos con cera de abeja a una proporción de 5 partes de aceite por 1 de cera o también se puede hacer mantequilla de marihuana, mezclándola con cera de abeja en la misma proporción que en la anterior.

Hay muchas variedades de cannabis, pero no todas ellas son recomendables para su consumo medicinal. En Holanda, se conocen dos variedades que se dispensan en las farmacias: Bedrocan y SIMM18, pero en España la composición en principios activos es desconocida debido a las fuentes de consumo ilegales y el sin control del producto. De todos modos, lo que sí que nos desaconsejan desde el Colegio Farmacéuticos de Barcelona (COFB) es la ingestión de la resina (hachís o chocolate), ya que tiene mayor concentración de principios activos y por lo tanto, hay más riesgo de intoxicación.

2Una alternativa efectiva al cannabis medicinal que podemos encontrar en las farmacias, desde que fue aprobada su comercialización en el 2010, es Sativex. Sativex es el nombre comercial de un preparado farmacéutico derivado del cannabis, de hecho, sus sustancias activas son el tetrahidrocannabinol y el cannabidiol. No es considerada una sustancia curativa, sino que su uso es específico para la espasticidad en pacientes con esclerosis múltiple (EM) que no responden correctamente a otros medicamentos.

Sativex se administra mediante pulverización bucal, de esta manera es absorbida a través de la mucosa oral; las sustancias activas pasan a la sangre y así se distribuyen por todo el organismo. El fármaco actúa uniéndose a los receptores cannabinoides CB1 existentes en el sistema nervioso y CB2 localizadas en el bazo y células inmunitarias, evitando así impulsos nerviosos que originan los espasmos musculares. Por lo que ayuda a mejorar las condiciones de vida de los pacientes afectados de esclerosis múltiple, ya que mejora la espasticidad, la calidad del sueño y la movilidad. Se estima que en España hay alrededor de 40.000 personas con EM y hasta el 75% de ellas sufre espasticidad en el curso de su enfermedad. Únicamente a ellos se les dispensará Sativex bajo receta médica, siempre y cuando no hayan respondido favorablemente a otros tratamientos.

Algunos pacientes han manifestado quejas con respecto al uso de Sativex, y algunos problemas o efectos secundarios indeseados como la aparición de llagas en la boca.

Recordad que para cualquier pregunta, en AIRAM  disponemos de un médico colaborador dentro de nuestra área medicinal, atendiendo semanalmente a cualquier usuario que lo solicite, de forma gratuita y confidencial. Si queréis pedir cita previa con nuestro médico, podéis poneros en contacto a través de nuestro email info@airambarcelona.com o bien contactar con nosotros a través de facebook o twitter.

¿Tienes alguna duda sobre el consumo medicinal del cannabis? Déjanos tu comentario y nuestro médico colaborador especializado en el tema te ayudará a resolverla.

Boletín International Association for Cannabinoid Medicines. Si prefieres recibir el Boletín de la IACM regularmente por correo electrónico y de forma gratuita, debes suscribirte, o hacerlo también directamente a través de este enlace. Y si deseas ampliar la información sobre el Cannabis para uso medicinal puedes visitar el Foro en Castellano de la Asociación Internacional del Cannabis como medicamento.

Toda la información contenida en estos artículos, está exclusivamente destinada a la información para un uso adecuado del Cannabis. Dicha información, jamás podrá sustituir el asesoramiento, diagnóstico, indicación o consejo profesional de un médico cualificado. Le recordamos la importancia de consultar con su Médico y/o Farmacéutico.

Fuentes: La Marihuana.com, Sepromark, Europress.es, Vademecum.es, La informacion.com

Deja un comentario

Archivado bajo Medicinal, Usos del cannabis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s