Archivo mensual: agosto 2012

Uso del cannabis medicinal

Introducción

Durante este año de vida hemos estado trabajando la parte medicinal y de terapias, con la que pretendemos hacer eco y ayudar a todos aquellas personas a obtener información sobre el uso medicinal que puede generar el consumo de cannabis.

Hay muchas referencias sobre la utilización del cannabis de manera medicinal, siendo las primeras en 2737 a.C. Han pasado ya unos años desde esa fecha y numerosos científicos han trabajado para encontrar el principal uso y el más importante del cannabis: el uso medicinal.

“Sólo la dosis hace que algo se convierta en veneno

Tal y como opinaba Paracelso, alquimista y científico:“Sólo la dosis hace que algo se convierta en veneno”. Para todas aquellas personas enfermas o que padecen alguna patología y buscan en el cannabis la cura, han de ser conscientes de la importancia de saber ingerir/consumir cannabis en su medida para aliviar el dolor. Ya sea inalado o ingerido, a través de algún alimento, siempre hay que tener la recomendación de un profesional.

Actualmente, el cannabis es una buena muestra de que las políticas prohibicionistas impiden el normal desarrollo del estudio de esta sustancia, poniendo todo tipo de trabas legales.

Iremos publicando en nuestro blog aquellos documentos cuya lectura consideramos importante para satisfacer la necesidad de obtener mayor información para el uso adecuado del Cannabis, tanto para aquellas personas que han decidido usar el Cannabis para uso terapéutico como para aquellos profesionales de la medicina que necesiten una base de datos de fácil acceso.

Si deseas ampliar la información sobre el Cannabis para uso medicinal visite el Foro en Castellano de la Asociación Internacional del Cannabis como medicamento. Si prefieres recibir el Boletín de la IACM regularmente por correo electrónico y de forma gratuita, debes suscribirte, lo que puede hacer también a través de este enlace.

Para aquellos que queráis encontrar una información más científica y los últimos artículos publicados sobre el uso del Cannabis en investigación, les emplazamos también a visitar CANNABINOIDS, la revista de la Asociación Internacional por el Cannabis como medicamento.

A los profesionales de la medicina que visiten nuestro blog les hacemos una petición para que no se dejen intimidar por la presión prohibicionista y que, en pro del beneficio final de sus pacientes, instiguen, apoyen y colaboren en el estudio del Cannabis.

Toda la información contenida en estos artículos, está exclusivamente destinada a la información para un uso adecuado del Cannabis. Dicha información, jamás podrá sustituir el asesoramiento, diagnóstico, indicación o consejo profesional de un médico cualificado. Le recordamos la importancia de consultar con su médico.

Deja un comentario

Archivado bajo Medicinal

Historia del Cannabis Vol. I

Desde AIRAM iniciamos una nueva serie de artículos sobre la historia universal del consumo de Cannabis, gracias al trabajo previo de Don Isidro Marín Gutiérrez. Sociólogo; profesor asociado de la Universidad de Huelva. Autor de la obra “La historia conocida o desconocida del Cannabis” (Editorial Megamultimedia, Málaga, 2003). Colaborador de la revista Yerba. Socio de la AECA (Asociación de Estudios del Cannabis Al-Andalus).

En estos posts veremos como el Cannabis es una sustancia que se encontraba restringida a un determinado ámbito geográfico y se introdujo progresivamente en el comercio mundial, en diferentes épocas y lugares. La expansión del consumo de Cannabis se produjo gracias a soldados, marineros, mercaderes, diplomáticos, estudiantes, inmigrantes, trabajadores extranjeros, refugiados y por último turistas que a lo largo de la historia han llevado su consumo desde Asia central a cualquier punto de nuestro planeta.

El Cannabis, además de sus propiedades medicinales, era apreciado porque contribuía a las relaciones sociales, políticas y sexuales (Courtwright, 2002:151). Así, su estatus político cambió en el siglo XX y fue objeto de controversias, alarma e intervención estatal.

El consumo de Cannabis ha sido muy resistente a los cambios de moda, han persistido de alguna u otra forma a lo largo de generaciones; aunque los cambios en los tipos de preparados y su forma de administración han cambiado a lo largo del tiempo. En el consumo de Cannabis la moda ha pasado de las clases altas a las bajas (en época romana por ejemplo) y de las clases bajas a las altas (en los años 60 del pasado siglo) Esta expansión como moda, para un uso exclusivamente recreativo, casi oscureció la histórica utilización del cannabis como medicina.  Así, la cultura organiza el consumo de drogas, al igual que las drogas organizan la cultura, inspirando todo tipo de prácticas sociales ; el Cannabis forma parte de este engranaje cultural. Como un símbolo de independencia, solidaridad, amistad, desafío a las autoridades, etc…

Varias de las conclusiones son que todas las investigaciones serias llevadas a cabo para el estudio del Cannabis terminan afirmando que el consumo moderado no tiene efectos nocivos más que para el propio consumidor (no afecta a los demás); también resulta totalmente falsa la relación entre cannabis y violencia criminal. Otra conclusión es el papel circunstancial que juegan las religiones en el consumo de cannabis, para unas es una bendición divina y para otras es una sustancia diabólica que lleva a sus fieles al camino de la autodestrucción.

Como conclusión final añadiremos que el rechazo al Cannabis en algunos momentos históricos se debió a que esta droga estaba relacionada con grupos desagradables o marginados (negros, esclavos, mejicanos, hippies, asesinos, sufíes, moros, legionarios, etc.), la consecuencia a esto es que la percepción del uso de cannabis en esas sociedades pone en peligro el futuro de dicha sociedad (sobre todo la juventud) y sus consumidores se convierten en chivos expiatorios. En un futuro el Cannabis volverá a ser legal, posiblemente gravado por un impuesto 😦 y destinado a personas mayores de edad.

3 comentarios

Archivado bajo Historia

¿Cómo reducir los riesgos asociados al cannabis? Vol. I

En AIRAM trabajamos para reducir los riesgos asociados al consumo de Cannabis y en La María Club, nuestra sede social, encontrarás un entorno controlado para consumir, información verídica sobre tipos de Cannabis y sus efectos, control personalizado sobre tu consumo, asesoría médica, distintos tipos de vaporizadores… Desde la asociación intentamos, como en este artículo, darte pautas de reducción de riesgos pero, eres tú, quien tiene que pasar a la acción.

 ¡Cuídate y cuida tu relación con el Cannabis! De ti depende preservar sus placeres y minimizar sus riesgos.

El consumo excesivo de cannabis, sobre todo en edades tempranas, puede desencadenar problemas de muy diversa índole. Sólo una persona informada puede tomar decisiones responsables y autónomas, una persona que conozca las implicaciones del consumo y, tras sopesarlas concienzudamente, decida qué hacer.

Nos gustaría aconsejarte que no consumas, al menos hasta que tu cuerpo y tu cerebro estén completamente desarrollados, estudios científicos apuntan como mínimo a los 21 años de edad, de ahí que esa sea la edad mínima para asociarte en AIRAM, y si consumes, nos gustaría darte 5 consejos básicos para reducir los riesgos asociados:

1. Hay muchos motivos para fumar Hachís o Marihuana, como pasarlo bien, experimentar nuevas sensaciones, liberar tus energías creativas o para la meditación. Pero no esperes que un porro solucione cualquier problema por ti.

2. Si fumas Hachís o Marihuana a diario, trata de parar un par de días de vez en cuando. No sólo es más sano tomar un descanso de vez en cuando, además esto baja tu tolerancia con lo que la próxima vez que fumes el “colocón” será mejor. Si recuerdas con nostalgia algunos efectos placenteros que ya no encuentras al fumar, prueba a hacer un descanso. Esto también ayudará a no castigar tanto los pulmones y a dejar a la cabeza que descanse un poco. Recuerda: Si no controlas los porros, los porros te controlarán a ti.

3. El Hachís o la Marihuana afectan tu capacidad de concentrarte, ten esto presente si fumas en la escuela, en el trabajo o cuando conduces un coche. Es importante saber elegir cuándo se puede y cuándo no se puede.

4. Algunas clases de Hachís o Marihuana son más fuertes que otras; tienen un nivel de THC más alto. Los sentidos de fumador experimentado deben decirte cuando has tenido bastante. Pero si eres un nuevo fumador, no sabes cuándo parar, Infórmate. Para tomar buenas decisiones es importante estar bien informado. No estar bien informado es un riesgo en sí mismo.

5. Si no eres un fumador experimentado, no es una idea buena combinar el fumar con la toma de cualquier clase de bebida alcohólica. El alcohol también puede suprimir algunos efectos del Hachís o Marihuana y convertir un alegre subidón en un bajonazo depresivo.

Esperamos haberos ayudado con vuestras dudas y enseñaros, a través de estos 5 consejos, que la reducción de riesgos en el consumo de esta sustancia, es esencial para el organismo y para la actividad física y mental de este.

Volvemos a recordaros, que para cualquier duda o problema, ponemos a vuestra disposición un asesoramiento personalizado medicinal que os ayudará a resolver cualquier pregunta que tengáis.

¡Gracias y hasta la próxima!

Deja un comentario

Archivado bajo Reducción de riegos

Indica, Sativa, Ruderalis

Existe controversia acerca de la clasificación botánica de esta especie, pues mientras algunos defienden la existencia de 3 subespecies, otros las consideran como especies separadas, depende de la fuente consultada; además las modernas técnicas de clonación y las mezclas genéticas que los cultivadores han realizado a lo largo de estos años posiblemente dé lugar en el futuro a otras subespecies actualmente  el Cannabis se divide en Sativa, Indica y Ruderalis.

La distinción entre las especies reside en la región, sus modos de crecimiento, en las características de sus semillas y en la diversidad de la estructura de sus fibras. Si bien las tres especies poseen canabinoides, sus agrupaciones se establecen de formas diferentes.

INDICA

Cannabis sativa ssp. Indica, es una especie putativa de cannabis, próximas a latitudes del Hemisferio Sur de la Tierra y actualmente expandida por todo el mundo.

La mayoría de las variedades indicas vienen de Asia meridional y del subcontinente indio. Fue llamada así por un botánico de nombre Lemark a raíz del cultivo y desarrollo de la planta en la India. Resultado de la adaptación natural de la planta a entornos climáticos menos tropicales.

“Pertenece a la flora autóctona de las cordilleras nórdicas del Hindu Kush afgano”

La planta es compacta y ancha, y contiene gran cantidad de resina”. La Cannabis Indica florece rápidamente en un periodo de 6 a 9 semanas. No tiende para ganar altura rápidamente una vez que el florecimiento haya comenzado. Una indica puede ganar entre 50 y 100% de su altura vegetativa para el final de su período floreciente.

El efecto de indica es más físico, centrado más en el cuerpo. Tiene un efecto de relajación – mental y física.

Dichas variedades tienen la característica de ser una planta con un crecimiento muy rápido, más arbustadas, con una rápida floración, y más bajas que las plantas sativas (procedentes de latitudes norteñas), además de ser más resistentes a los cambios bruscos del clima. También se ha comprobado que por su mayor contenido en THC (tetrahidrocannabinol) son más adecuadas para el uso médico en tratamiento de enfermedades degenerativas, etc. y tienen un efecto más narcótico sobre el sujeto que la fuma.

SATIVA

Cannabis sativa subsp. Sativa, se originó en Asia, América y África. Y en cada región tiene características específicas, aunque todas tienen los rasgos comunes siguientes;

  1. Gran estatura y ramas largas con espaciosas distancias internodales.
  2. Un sistema de raíces ampliamente extendido.
  3. Hojas grandes de foliolos estrechos.
  4. Y flores un tanto escasas cuando se cultivan en interior bajo lámparas.

Las variedades sativa florecen entre varias semanas y meses después que la índica. Si bien son buenas productoras al aire libre y suelen llegar a medir 4’5 m o más, las variedades sativa puras alcanzan una altura bastante alta a un período de tiempo bastante corto, algunas unos tres metros en tres meses poco prácticas para interior.

Producen cogollos menos densos que las índicas, pues funcionan a lo largo de la longitud de un rama en vez de arracimar alrededor de los entrenudos. Sin embargo, generalmente pesan menos que Indica debido a su densidad más baja.

Los brotes de la Sativa también tienden a tener un olor menos llamativo al crecer y cuando se secan. Sus hojas son de un verde más pálido que la Indica.  Su florecimiento es más lento, generalmente entre 9 y 12 semanas. Sin embargo, necesitan menos tiempo vegetativo antes de florecer que las Indicas por lo que el tiempo total requerido para las Sativas es casi el mismo que para el de las Indicas. Las Sativas continuarán ganando altura mientras florecen, adquiriendo a menudo un 200% o 300% de su altura vegetativa en este proceso. Esto es porque alrededor del ecuador no hay tanta diferencia en el número de horas de luz de día entre el invierno y el verano.

“El efecto de la Sativa es más cerebral, enérgico, creativo, o hasta psicodélico”

Las variedades de México, Colombia, Tailandia y Jamaica pueden resaltar por su potencia gracias a una proporción elevada de THC (Tetrahidrocannabinol) en relación al CBD, lo cual produce un efecto «veloz», energético y elevador. Pero con niveles bajos de THC la potencia es mínima. Las variedades sativa de África central, incluyendo la potente congoleña, crecen de manera similar a las colombianas con una estatura que suele superar los 4’5 metros, ramas largas y cogollos poco apretados.

El Cannabis sativa asiático incluye variedades tailandesas, vietnamitas, laosianas, camboyanas y nepalesas y tienen patrones de crecimiento diversos, así como en potencia. Al mismo tiempo que las tailandesas y otras sativa de la zona pueden ser muy potentes a base de THC, también se encuentran entre las más difíciles de cultivar en casa y las más lentas en madurar.

Las variedades tailandesas producen cogollos menudos y ligeros en ramas grandes y extensas tras florecer alrededor de cuatro meses. Las sativa tailandesas, vietnamitas, camboyanas y laosianas tienden a producir adultos hermafroditas.

RUDERALIS

Significa “Al lado del camino“. Esta especie salvaje tiene cualidades que le permiten expandirse en forma muy extensa y sin mucha ayuda humana. Es pequeña, con grandes hojas y las semillas se desprenden con facilidad. Existe en el sur de Rusia y es muy resistente al frío. Con un nivel muy bajo de psicoactividad y de pequeño tamaño. Por lo general no se utiliza para fumar, sino para crear híbridos y poder así darle alguna cualidad genética a la planta resultante.

Deja un comentario

Archivado bajo Cultivo, Uncategorized